Dirán que por que rayos me incliné pro ver esta película… ¡Pues simple!, NO HABÍA NADA QUE VER, y decidí por lo menos darle una oportunidad a una comedía y sobretodo sabiendo que estaba la sobrevalorada y terrible actriz como lo es Rebel Wilson, más todavía fui benevolente.

Craso error, sencillamente la cinta fue un foul de los más malos que he visto en mi vida (la podemos tranquilamente con los fracasos asquerosos de Batman vs Superman, Escuadrón Suicida y con WaterWorld de Kevin Costner). Nunca pude quedar tan decepcionado de una decisión en mi vida como la que tome para ver esta cinta.

Rebel Wilson hace de estafadora de poca monta la cual usa trucos como mostrar a la hermosa hermana (de mentira) y hacer que los tipos le paguen comidas y le den dinero, Anne Hathaway hace de dama de alta alcurnia pero estafadora igual, todo un desastre por que esta pana resulta que sigue con su personaje de la bruja blanca de Alicía el cual al igual que Johnnie Depp sigue sin abandonar (Aunque admito que si ha quitado varias cosas pero sigue con algunos gestos todavía).

Pues la cinta aparte de tener la peor actuación de la Hathaway, Rebel Wilson se encargo de ser pesada y repugnante a lo cual me imagino que ella tiene su definición de humor. Y el acompañante Alex Charp estuvo básico y sin ninguna gracia.

Señores esta será mi primer crítica la cual no haré pro ni contra ya que ¡NO HAY PROS!, créanme que hice esfuerzos para ubicarlos pero.. ¡NO!

Los escenarios sencillos, la historia plana y sobretodo MUY PREDECIBLE, el humor malísimo y repugnante en muchas ocasiones. En realidad esta fue una película sacada por sacar

Mi veredicto para una perdida de tiempo innecesaria le doy un 0/10… (RÉCORD)

Si desear dar tu opinión de este post hazlo saber usando los comentarios, o simplemente usando nuestro formulario de contactos te responderemos lo más pronto posible.

Acerca del Autor Marco (Tony) Echeverria Mujica

Nacido en Acarigua estado Portuguesa, Ingeniero en informática viviendo en Quito Ecuador, fanático del cine y de los comics. Toda una jollita a la hora de gastar bromas.